El gran Yuki Kawauchi (por favor, ni se os ocurra)

Para celebrar el Año Nuevo, mientras muchos dormían, algunos seguían de juerga y otros, como no, entrenaban, el gran Yuki Kawauchi batía un récord, el de ser la primera persona en el mundo en correr 76 maratones por debajo de 2h20m (el anterior record, 75 veces sub2h20m estaba en posesión del norteamericano Doug Kurtis)

Por cierto, lo consiguió en la Marshfield New Year’s Day Marathon (Massachusetts), con temperaturas bajo cero, que en algunos momentos alcanzaron los -17º, sobre una superficie helada en muchos tramos y vestido con mallas largas, ropa térmica, mallas, guantes y pasamontañas (recordemos que no es de Bilbao ;))

Al finalizar la prueba se vio capaz de atacar un nuevo record, ya que, como él mismo comentaba: “Después de esto, creo que podría hacerlo bastante bien si voy a por el récord de la Antártida”.

Genio y figura.

Era la quinta maratón en las últimas 8 semanas en su camino hacia conseguir correr 100 maratones sub 2h20m.

Yuki es un atleta muy especial, no solamente por esas locuras. Tiene una mejor marca de 2h08m14s, ha conseguido hacer dos sub2h10m en un intervalo de dos semanas, corre más de 10 maratones al año…está dentro del equipo nacional japonés de maratón, pero no es profesional. Tiene su trabajo en un centro de enseñanza, entrena en sus ratos libres, no tiene entrenador ni patrocinadores (los funcionarios japoneses no pueden tener dos salarios).

¿Queréis saber cuál es su secreto?

Como él mismo ha explicado muchas veces, se levanta a las 7:00, desayuna, entrena, se va al trabajo hasta las 21:15 (come allí), vuelta a casa, cena, baño y a dormir unas siete horas y media.

Sobre 140 kms semanales repartidos en cinco sesiones de rodajes que califica de “fáciles” (a saber qué es fácil para él), más una de velocidad y una carrera a la semana.

Desde luego es la excepción, no creo que sea, en absoluto, nada saludable correr 12/14 maratones al año, otras tantas medias y carreras y hacerlas siempre hasta la extenuación. Además, tal y como le preguntaron en su día:

¿Qué es el maratón para ti? “Mi vida”.

¿Hasta cuándo quieres seguir corriendo? “Hasta la muerte

Así que cuidado con los retos y propósitos de año nuevo, que sean vuestros (ni los de otros ni los que os “impongan”), ambiciosos, pero realistas: empezar a correr, mejorar en 10K, debutar en maratón, hacer la mejor marca posible en X carrera… o simplemente seguir disfrutando de hacer kms en buena compañía.

Mientras tanto le seguiremos la pista al gran Yuki

#QueTusExcusasNoTeAlcancen…¡¡¡CORRE!!!

 

 

Comentar